viernes, 6 de marzo de 2009

Tres veces

Soy tres veces lo que siento
Y tres veces más seré mañana.

El tiempo hoy se queda en mis ojos
Y la arena de todos los relojes
Se escapa entre mis dedos hasta mis pies
Los pies que han andado muchos caminos
Esos caminos que nunca existieron.

Mi mente ya no es mía, es de otra
Y la vida la vivo así, vacío
Con la mente allá, aunque encerrada aquí.

Y el piano de todas mis horas
Me acuna con tempos distintos
Así, como acunando a un hijo muerto.

2 comentarios:

Cecilia dijo...

Por qué tanta melancolía?

lgonzali dijo...

Sentir melancolía es un buen método para escribir... Por lo menos para mi... Salen mejores cosas que sintiendo alegría o felicidad...
No se, me gusta más escribir en ese tono...